Este ha sido uno de los datos que se han dado a conocer hoy en las IX Jornadas Nacionales de Victimología que se están celebrando en el Campus de la UCAM de Cartagena, donde también se ha subrayado que los avances tecnológicos están permitiendo resolver los delitos de ciberacoso.

13 Diciembre 2017

En las jornadas también participó el presidente de la Asociación de Víctimas de Accidentes de Tráfico

 

La perito judicial, criminóloga y miembro de la Sociedad Española de Criminalistas y Criminólogos Forenses, María José Delgado, ha explicado durante las IX Jornadas Nacionales de Victimología que se están celebrando en el Campus de la UCAM de Cartagena que “casi la mitad de las víctimas de abusos sexuales son menores”.

Delgado ha explicado que aunque en los últimos años se está haciendo más visible no todos los casos salen a la luz y “sobretodo se conocen los de las familias con riesgo de exclusión social, no porque no los haya entre las familias con más recursos, sino porque están más expuestas a los servicios sociales”. Por eso esta experta ha subrayado la importancia de la prevención en escuelas de padres y colegios, al tiempo que ha explicado la forma de evaluar a la víctima (sin que haya sido manipulado por influencia de terceros) así como los posibles agresores.

Durante las jornadas organizadas por la Fundación de Victimología y el Gado de Criminología de la Universidad Católica San Antonio el director del Laboratorio Pericial Forense de Murcia, Francisco José Luna ha subrayado que “si bien es cierto que los móviles han hecho que el acoso sea ahora constante, las 24 horas del día todos los días de la semana, los avances tecnológicos están permitiendo resolver los delitos de ciberacoso, porque podemos rescatar muchas pruebas, incluso conversaciones borradas, que antes no pero ahora ya si que tienen validez probatoria”.

En otro orden de cosas, durante la ponencia del presidente de la Fundación de Víctimología Emilio José García ha hecho un recorrido por los tipos de delitos que se producen en Latinoamérica, como asesinatos, narcotráfico, conflictos armados, abusos de niños y mujeres a nivel físico y psicológico en estos países.